Conductor ECOeficiente

El aumento de los precios del combustible sigue en aumento y se sigue convirtiendo en una preocupación para los que hacen uso contínuo de los vehículos.

Queremos recordarte algunos detalles y técnicas bastante sencillas con las que podrás ahorrar hasta un 15% de combustible y ser un conductor ecoeficiente.

Ruta
Planifica y escoge el camino menos congestionado.
Trayectos cortos (menos de 3 km): Puede llegar a consumir 20 l/100 km en pequeños recorridos urbanos, más del doble que en carretera. Evítelos cuando sea posible.

Sobrecarga del vehículo y accesorios exteriores
Por cada 100 kg de peso adicional se incrementa el consumo un 5%. El uso de la baca, aún estando vacía, o de otros accesorios exteriores, puede aumentar el consumo hasta un 35%.
Evite el exceso de peso y de objetos.

Arranque y puesta en marcha
Arranca el motor sin pisar el acelerador.
En los motores de gasolina, inicia la marcha inmediatamente después del arranque
En los de diesel, espera unos segundos antes de iniciar la marcha

Ralentí
En ralentí, el coche consume entre 0,5 y 0,7 litros/hora.
Apague el motor durante las paradas superiores a 1 minuto. Cambios de marcha
Hacia marchas largas, cambie entre las 2.000 y 2.500 revoluciones para motor de gasolina o entre 1.500 y 2.000 para motor de gasóleo.
En el proceso de aceleración, cambie de forma rápida hacia las marchas más largas. En deceleración, haga los cambios lo más tarde posible.

Utilización de las marchas
Utiliza la 1ª exclusivamente para el arranque y circula lo más posible en las marchas largas y a baja revoluciones. Cuanto más larga sea la marcha menor será el consumo

Velocidad
El consumo de carburante aumenta en función de la velocidad elevada al cuadrado. Por ejemplo, un aumento de velocidad de 90 a 120 km/h implica un aumento del 40% en el consumo.

Velocidad de circulación
Mantenla lo más uniforme posible. Busca fluidez en la circulación, evitando los frenazos, aceleraciones y cambios de marcha innecesarios.
Ante un obstáculo o una reducción de velocidad de circulación, levante el pie del acelerador y deje rodar el vehículo por inercia con la marcha engranada en este instante.

Al bajar pendientes
Levanta el pie del acelerador y aprovecha la inercia del coche.
Nunca dejes el cambio de marchas en punto muerto, es peligroso y aumenta el consumo.

Al subir pendientes
Utiliza la marcha más larga posible.
Realiza los cambios de marcha a un régimen de revoluciones más alto que en llano.

Disminuir la velocidad
Levanta el pie del acelerador y deja rodar el vehículo con la marcha metida.
Frena de forma suave con el pedal de freno.
Reduce de marcha lo más tarde posible, con especial atención en bajadas.

Consumo “nulo”
Mientras no se pisa el acelerador, manteniendo una marcha engranada y una velocidad superior a unos 20 km/h, el consumo de carburante es prácticamente nulo, intenta esta práctica cuando te encuentres en un atasco.

Paradas
En las prolongadas, más de 60 segundos, es recomendable parar el motor.

Anticipación y previsión
Conducir con una adecuada distancia de seguridad y un amplio campo de visión que permita ver 2 ó 3 vehículos por delante nos permitirá detectar un obstáculo o una reducción de la velocidad de circulación en la vía, levantar el pie del acelerador y anticipar las maniobras.

Climatización del coche
El uso del aire acondicionado incrementa hasta un 25% el consumo de carburante.
Use los elementos eléctricos sólo cuando sean necesarios y recuerde que es aconsejable mantener la temperatura interior del coche en torno a 21 ºC.

Ventilación
Circular con las ventanillas totalmente bajadas incrementa el consumo en un 5% cuando se circula a altas velocidades.
Utilice la ventilación forzada del coche en lugar de llevar las ventanillas abiertas.

Neumáticos
Una presión de neumáticos de 0,3 bares por debajo de la establecida incide en un sobreconsumo de un 3%.
Mantenga la presión correcta y cuide de su correcto alineado.

Mantenimiento
Un motor mal reglado puede incrementar el consumo en un 9%.
Mantenga a punto su motor.

¡Y recuerda que…Circulando en cualquier marcha, sin pisar el acelerador y por encima de 1.500 r/min, o unos 20 km/h, el consumo es casi nulo!

Comentarios

mood_bad
  • Aún no hay comentarios.
  • Haz un comentario